top of page
Search
  • Writer's pictureAlexander Cruz

¿Qué sucede cuando no entrenas por un día… dos o más?



¿Alguna vez te has preguntado qué sucede si no haces uno o dos entrenamientos?


Tengo una respuesta que tendrá buenas y malas noticias para ti...


En primer lugar, faltar a un par de entrenamientos programados no es gran cosa... al menos no físicamente…


El problema es que puede meterte en un ciclo que puede convertirse en un gran problema. (Y no estoy hablando de días de descanso planificados ya que estos son una parte importante del proceso).


Estoy hablando de los entrenamientos que te pierdes porque tu horario se vuelve loco o simplemente no estás de humor para hacerlos.


Cuando te pierdes esos entrenamientos, se vuelve cada vez más fácil omitir futuros entrenamientos, hasta que te caes del tren por completo.


Y esto es lo que sucede:


Durante la primera semana, pierdes resistencia y tu frecuencia cardíaca puede ser más alta cuando estás activo. Es posible que te encuentres mal cardiovascularmente hablando, y necesitarás algunos entrenamientos para recuperar tu estado físico cardiovascular.


Dentro de las primeras dos semanas, comienzas a perder fuerza y tus músculos comienzan a perder tamaño, comienzas a aumentar de peso si no cuidas lo que comes.


Durante los próximos meses, puedes perder aún MÁS resistencia y fuerza cardiovascular, y también notarás que tu nivel de energía disminuye, lo que puede conducir a que seas aún menos activo.


A largo plazo, esto puede predisponerte a todas las dolencias y enfermedades relacionadas con los bajos niveles de actividad, incluidas las enfermedades cardíacas, la diabetes tipo 2, varios tipos de cáncer y la obesidad.


¡Además, puede afectar tu estado de ánimo, sueño, movilidad y mucho más!


Entonces, ¿qué haces en lugar de saltarte los entrenamientos?


1) Si realmente no puedes hacer ejercicio porque surgió algo importante, haz algún movimiento intencional de todos modos.


Sal a caminar, has algunas sentadillas y flexiones, estira, realiza abdominales... básicamente realiza algún movimiento intencional, incluso si es solo por 5-10 minutos.


2) Si no te sientes bien, escucha a tu cuerpo y toma el descanso que necesitas.


3) Pero en los días en que no "tengas ganas", cumple las promesas que te haces a ti mismo. Estos son los días que probablemente más lo necesites. Solo preséntate y ve por ello.


Muévete para motivarte, porque la motivación no siempre aparece primero.


Esto reforzará tu compromiso contigo mismo y tus objetivos, y te ayudará a desarrollar más confianza en ti mismo y creará hábitos sustentables.


También te protegerá de esa horrible sensación de que has vuelto al punto de partida cuando empieces a hacer ejercicio de nuevo.


REFERENCIA:

www.cdc.gov/chronicdisease/pdf/factsheets/física-actividad-H.pdf

www.acefitness.org/resources/everyone/blog/6657/if-you-don-t-use-it-will-you-lose-it

www.acefitness.org/resources/everyone/blog/6587/jumping-back-on-the-fitness-bandwagon

5 views0 comments

Recent Posts

See All
bottom of page